Documento sin título
Pastorl Social
Pastoral Juvenil
Catequesis
Comunidades
Formacion
Vicaria Zona Oeste
1 2 3 4 6 7 8


Investidura de cinco diáconos en Templo Votivo de Maipú



Obispo Auxiliar de Santiago y Vicario de la Zona Oeste, Galo Fernández, presidió la Investidura, afirmando que la Iglesia está de fiesta por la incorporación de estos cinco nuevos diáconos.

“Como familia hoy estamos felices por el paso que hoy dan nuestros padres o abuelos. Ha sido un proceso largo, pero estamos seguros que ha valido la pena. Como familia uno se compromete y de a poco va entendiendo estos caminos que Dios nos va presentando", comenta Karen Lescot, hija de uno de los 5 diáconos ordenados el domingo 5 de octubre en el Templo Votivo de Maipú.

La ceremonia fue presidida por el Obispo Auxiliar de Santiago y Vicario de la Zona Oeste, Mons. Galo Fernández, asistiendo diferentes diáconos, además de familiares y amigos de los ordenantes. Los nuevos diáconos son: René Lescot Jerez, Carlos Araya Salazar, Juan Carlos Riquelme Garrido, Ernesto Samuel Álvarez y Caupolicán Leiva Castañeda.

“Hoy vemos cómo las maravillas de Dios pasan entre nosotros. Me ha tomado acompañarlos en este proceso y ser testigos de cómo se les ha abierto este camino y aceptado la invitación de Dios“, comentó monseñor Fernández.

Afirmó que Dios nos regala paciencia y delicadeza, permitiendo que demos frutos dulces, generando vidas abundantes. “No será un camino fácil, pero es un oficio de amor, la que le dedicarán su vida y pondrán al servicio de Dios. Hoy estamos muy alegres por estos frutos que hoy presenciamos y el fuerte aporte que los diáconos hacen al conocer los ritmos y espacios de la gente y desde ahí transmitir las enseñanzas de Cristo. Un diácono tiene familia y conocer desde dentro la experiencia de fieles cristianos, puede ayudar a traducir el evangelio a la realidad de los fieles." 

Tomaron la palabra una de las esposas de los ordenantes, Viviana Vieira, quien de forma muy emotiva señaló que con mucho alegría participan en la ordenación de sus esposos y padres, siendo de enorme gratitud como Dios se ha hecho presente en sus vidas. “Ha sido una preparación de cerca de 8 años y hoy iniciamos como familia una nueva etapa de servicio y pedimos a cada parroquia y a la comunidad, acompañarnos en oración, para que todo sea de gloria de Dios y los hombres”.

La celebración contó con diferentes signos de compromiso por parte de los ordenandos, terminando finalmente con la investidura y la entrega de las estolas por parte de las esposas, en señal de su apoyo y aprobación de este importante paso. 

Mons. Galo Fernández finalizó haciendo énfasis en el mensaje del Papa Francisco, quien ha llamado a transmitir la alegría del evangelio, donde si bien puede ser difícil y donde hay un mensaje desde la Cruz, también es un mensaje de esperanza, de fe y de profundo amor. “El diaconado surge con el inicio de la Iglesia. Los apóstoles no pueden cumplir con todo lo que deben hacer y desde la creatividad y la audacia, surge el diaconado. Sigue así, hasta nuestros días, siendo clave para extender el mensaje de Cristo a la sociedad, no por imposición, sino que compartiendo la certeza profunda de nuestra fe”.

Carlos Araya, uno de los diáconos recién ordenados, dio las gracias por todo lo regalado y por el inicio de esta nueva etapa. “Esto es hasta que la muerte nos separe. Muy agradecidos por el Padre Galo y a nuestros párrocos que creyeron en nosotros. Gracias por nuestras esposas que fielmente nos han acompañado en esto, por nuestros hijos y por el amor sincero”. 

“Ha sido un esfuerzo enorme y gracias a Dios hoy ya está como diácono. Es un camino hermoso con la familia, para ponernos al servicio de su reino. Estoy muy contento por todo el apoyo y el proceso que tuve”, dijo Juan Carlos Riquelme, otro de los diáconos investidos. 

Fuente: Comunicaciones Santiago

 

GALERÍA DE IMÁGENES